Aprendizaje de Lenguas > Aprender de adulto

Cómo elegir una segunda lengua

Escrito por Laura / 25 de septiembre de 2009

Si quieres estudiar un segundo idioma y no sabes cuál, sólo basta con evaluar tus intereses y necesidades para comprender cuál sería la mejor opción.

Elegir qué lengua extranjera estudiar es para muchos una decisión difícil. En ocasiones se siente un interés especial por ciertas culturas y se pretende comprender mejor a través del idioma, mientras que en otros casos es la simple necesidad de mejorar en el mercado laboral lo que nos impulsa a aprender. En todos los casos, es necesario tener en cuenta ciertos puntos antes de decidir.

Cómo escoger la mejor opción

Las presiones laborales son, hoy en día, las culpables de la elección de un idioma en la mayoría de los casos. Así es como año a año crecen los estudiantes de inglés, lengua requerida para casi cualquier empleo. Pero si quieres complementar tu formación con otro idioma es indispensable que analices por qué quieres hacerlo y qué beneficios obtendrás de ello. Dependiendo de tu ocupación y lugar de residencia, las posibilidades pueden ser unas u otras. Así que es necesario que investigues y sepas cuáles son las lenguas mejor posicionadas según tu campo de acción.

Si no existen presiones de tipo laboral o académico, la elección de una segunda lengua es mucho más simple. Algunas personas aprenden ciertos idiomas porque quieren conocer mejor sus orígenes (en caso de familias de inmigrantes) o porque sienten una especial fascinación por ciertos países o culturas. Todas son opciones válidas, aunque no se puede dejar pasar que se invertirá esfuerzo y dinero en el estudio, por lo que debes estar completamente convencido antes de comenzar.

Eliminando las barreras para estudiar

Aprender una nueva lengua implica también conocer nuevas culturas, formas de vida, de ser y pensar que no siempre se condicen con nuestra realidad. Por eso, es indispensable que olvides  todos los prejuicios que tengas sobre el idioma. Algunas personas se rehúsan a aprender cierto idioma porque tienen una mala visión de un personaje que lo habla o de cierto país. Ante esta situación, las opciones son simplemente dos: se dejan a un lado los prejuicios y se estudia, o se deja a un lado el idioma y se continúa con las malas ideas. Todo dependerá de la necesidad y el interés que lleve a la persona a aprender.

Mucho se habla de que el alemán es difícil, el chino inentendible, que no podríamos hablar ruso, al igual que para los angloparlantes, el español les resulta casi imposible. Las dificultades en el aprendizaje tienen que ver con la capacidad y el empeño de la persona, todos podemos potencialmente aprender cualquier idioma, sólo que no todos contamos con la motivación suficiente como para lograrlo.

Si existen pensamientos negativos o que condicionen el aprendizaje de alguna manera, las cosas serán difíciles. Un estudiante debe estar dispuesto a ampliar sus conocimientos, recibiendo nuevas ideas y opiniones, pudiendo rever su propia realidad y compararla con la que se nos ofrece.

Tags: , , ,

No hay comentarios

No comments yet. ¿Quieres dejar un comentario?

Leave a comment